Un niño en Tennessee se suicidó tras escuchar que “iría al infierno” por ser gay

Las burlas y críticas de sus compañeros de clase lo llevaron a quitarse la vida. Eli Frichtley, un estudiante de séptimo grado en la ciudad de Tennessee, Estados Unidos, cometió suicidio el pasado 28 de noviembre luego de haber escuchado que “iría al infierno” por ser gay.

Ese día su madre lo encontró sin vida en su habitación. De acuerdo con un canal local, el adolescente estudiaba en la Cascade Middle School. El padre de Eli, Steve Frichtley, manifestó al medio de comunicación que el chico de 12 años sufría mucho por el acoso escolar.

“Le dijeron que iría al infierno debido a que no tenía una religión en sí y porque dijo que era gay. Le decían eso con bastante frecuencia. Era muy abusivo. No creo que era físico. Creo que solo eran palabras, pero estas duelen”, expresó el hombre, mientras que la madre asintió que su hijo “es un ángel”.

“Esa imagen fue terrible”, asintió Debbey Fritchley al hablar sobre el momento en el que encontró al chico en su habitación. Eli era trombonista en la banda musical de su escuela, un “alma pacífica” que no ocultaba su verdadero yo, según el relato de sus padres.

“No le importaba, o al menos pensábamos que no le importaba, y eso es lo que es de verdad difícil para nosotros porque pensábamos que no le importaba”, confesó la mujer.

La muerte del joven incentivó en sus padres la intención de crear una fundación para concientizar sobre los daños que causa el acoso y el bullying. La familia creó una cuenta de GoFundMe para ayudar a quienes lo requieran.

 

Lea también: Padres del adolescente responsable del tiroteo mortal en Michigan fueron detenidos

Publicaciones Relacionadas

Programación On-Demand

Logo VPItv

Suscríbete al Servicio de Noticias

¡Mantenete siempre informado!

Copyright © 2020 VPI TV – Developed by Rubik