#Opinión | El día más triste para el barcelonismo, por Wilder Delgado

messi

Wilder Delgado – Este 25 de agosto de 2020, será un día que el fanático del fútbol no olvidará, pero en especial, el fanático del FC Barcelona, luego del anuncio en los medios de comunicación sobre la salida de Lionel Messi del club tras 20 años.

Lea también: #Deportes | Expresidente del FC Barcelona pidió la dimisión de Bartomeu “inmediatamente” para que Messi se quede en el equipo

Messi llegó muy joven a Cataluña para unirse al Barcelona, el único equipo que confió en el argentino y pagó su tratamiento por la enfermedad hormonal que le diagnosticaron cuando era un niño, convirtiéndose en un jugador que lo dio todo por el Barça, pero todo tiene su final, sí, así como dice la canción de Héctor Lavoe y Willie Colón, y es que nada dura para siempre.

En la memoria de los culés permanece el momento dónde Carles Rexach firmó en una servilleta junto a Messi, comprometiéndose a ficharlo, porque sin duda muchos veían algo en ese pequeño que nació hace 33 años en Rosario.

Todavía muchos recordamos aquel 16 de octubre de 2004, cuando el holandés Frank Rijkaard lo hizo debutar en liga contra el Espanyol de Barcelona, con 17 años, tres meses y 22 días, siendo uno de los canteranos más jóvenes en debutar en el primer equipo culé; de ese día han pasado 731 partidos oficiales, 633 goles y 34 títulos.

Hoy el día se ha vuelto gris, porque llegó uno de los momentos que nadie esperaba, Messi dice adiós al club de sus amores, al club que le dio la oportunidad de crecer, de desarrollarse cómo jugador y que le permitió convertirse en el mejor del mundo.

Messi se despide, aunque no de una forma que esperaba, se va luego que el Barça quedara eliminado en Champions tras ser goleado 2-8 por el Bayern Múnich, y ahora empezará una reconstrucción total de un equipo que ha dominado el fútbol español en los últimos diez años.

Pero, el fútbol no sufre, porque seguiremos disfrutando de los regates, los goles, y la magia de «La Pulga», juegue donde juegue, porque los focos siempre estarán sobre él a pesar de no continuar en el Barça, y es que el fútbol y Messi nacieron para estar juntos siempre, cuando el argentino está en cancha las penas se olvidan y el amor prevalece.

Gracias Lío por todo lo que le diste al Barcelona y a sus fanáticos, por saber competir y serle fiel al club hasta el último momento, lástima que la actual directiva no supo apreciarte y no hizo nada para evitar que te marcharas. Hoy los blaugranas lloran por tu salida, pero estoy seguro que nadie te reprocha nada, porque sin ti sencillamente el Barça no hubiera ganado nada.

#Opinión | Irfaan A
#Opinión | Aníbal
Rate This Article:
NO COMMENTS

Sorry, the comment form is closed at this time.