Autoridades policiales del condado de Miami-Dade, al sur de Florida, anunciaron que estará prohibido que sus oficiales aplique la «restricción del triángulo carotideo» (ACTR por sus siglas en inglés), es decir, no podrán aplicar presión al cuello de sus detenidos. Esto como parte de los cambios jurisdiccionales luego del asesinato del ciudadano afrodescendiente George Floyd.

Alfredo Ramírez II, director del Departamento de Policía de Miami-Dade desde comienzos del 2020, expresó acerca de la decisión que se tomó en cuenta para ella los comentarios de veteranos de la fuerza, miembros de la comunidad, líderes locales y el Foro de Investigación Ejecutiva de la Policía.

La maniobra implica poner el codo del policía debajo de la pera del detenido y aplicar presión durante diez segundos. Por ese punto específico es por donde pasa la arteria aorta, por lo que el movimiento causaría mareos en el sospechoso.

Le puede interesar: FMI: 100 millones de personas podrían descender a pobreza extrema

Los oficiales de la fuerza condal estaban entrenados para utilizar esta maniobra en caso de que lo consideraran necesario durante un arresto que se tornara violento, sin embargo se informó que este elemento de detención dejará de ser permitido.

Otras municipalidades que han prohibido estas técnicas en los últimos días, incluyen a la policía de San Diego y la de la misma Minneapolis, donde tuvo lugar la muerte de Floyd.

Recomendado: El cine reemplazado por el streaming en tiempos de COVID-19

Según varias organizaciones de Derechos Humanos, el movimiento de restricción del triángulo carotideo muy frecuentemente termina en el fallecimiento de quien la recibe, pese a que está catalogada como un movimiento no letal.

Miami

Una unidad del grupo de hackers Anonymous publicó un vídeo en el que amenaza al Departamento de Policía de Minneapolis, en Estados Unidos, por el asesinato del ciudadano afrodescendiente George Floyd a manos de uno de sus oficiales.

En el audiovisual, llaman a la población a no confiar en la Policía, a la que califican como corrupta y que oculta «espantosos crímenes».

«No confíen en una organización corrupta que no lleva la justicia del país (…) mostraremos todos los crímenes que han ocultado al mundo», dice el narrador en el vídeo que colgaron en la red social Facebook.

Le puede interesar: Lanzador David Price donará 1.000 dólares de su salario para jugadores de Ligas Menores

Explica también que en los archivos de la Policía de Minneapolis hay archivos y pruebas de violencia y asesinato contra 193 personas por motivos raciales y brutalidad policíaca.

Los primeros ataques informáticos contra las fuerzas del orden se registraron este domingo 31 de mayo. El grupo de hackers logró vulnerar la seguridad del sitio web, así como en horas de la noche del sábado fue infringida la seguridad del sistema de radio que usan los agentes policiales.

Anonymous