La Asociación Internacional de Líneas de Cruceros (CLIA) informó este viernes que sus empresas aliadas acordaron extender la suspensión de sus viajes desde Estados Unidos hasta el 15 de septiembre por temor al Covid-19.

Lea también: Falla en sistema eléctrico se debió a un “ataque” a líneas de transmisión, según Delcy Rodríguez

«La orden de no navegar emitida por los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos expira el 24 de julio y aunque esperábamos poder reanudar la actividad lo antes posible después de esa fecha, es cada vez más claro que se va a necesitar más tiempo para retirar las barreras», indicó la CLIA a través de un comunicado.

La CLIA resaltó que tiene «confianza» que los cruceros serán «saludables y seguros» en cuanto a las medidas sanitarias. Sin embargo, aseguraron mantenerse «en el lado de la precaución para ayudar a garantizar los intereses de los pasajeros y tripulantes».

Según los medios estadounidenses, cada suspensión de operaciones para las líneas de cruceros le cuestan aproximadamente 110 millones de dólares.

El director de la asociación civil de taxistas autónomos, Pedro Morales, denunció la disminución de líneas de taxis en el estado Monagas, aseguró que al menos 70 % de ellos se encuentras inoperativos. En cuanto a seguridad, Morales informó que ha bajado «notablemente» debido a las políticas que han ido implementando tanto las pocas líneas de transporte que quedan como los mismos conductores.

Le puede interesar: ABP respaldó gira de Guaidó e instó a la aplicación del art. 187