A pesar de las dudas por la pandemia del covid-19 que afecta a Venezuela, el ministerio de Educación de la administración de Nicolás Maduro informó que el año escolar comenzará el próximo 16 de septiembre, dando inicio a la carrera contrarreloj de los representantes para conseguir los útiles que requerirán sus hijos en un atípico año 2020-21.

Lea también: #EspecialVPItv | iPhone 12: El primer celular de la era 5G

Aunque el comienzo de las clases será bajo una modalidad a distancia, las unidades educativas ya han establecido los materiales que necesitarán los estudiantes para cumplir con cada una de sus asignaciones, a ser presentadas por vía digital.

En una Venezuela en crisis, en la que el ingreso mínimo legal se remonta a poco más de dos dólares por mes y la ganancia diaria promedio de un trabajador ajeno del sector público no llega a un dólar diario, según estudios independientes, la tarea no resulta sencilla.

¿Cuánto cuestan los útiles escolares en Venezuela para el año 2020-21?

Útiles escolares 2020-21, una carrera contrarreloj para los venezolanos

Útiles escolares 2020-21, una carrera contrarreloj para los venezolanos | Foto: VPItv.com

A diferencia de años anteriores, en esta ocasión los precios de los materiales están completamente dolarizados. Los comerciantes han asumido que el bolívar es una moneda de poco peso y con valores muy cambiantes, por lo que las ofertas son realizadas en divisas.

En ese contexto, un representante de un estudiante de educación primaria puede gastar entre 30 y 50 dólares solo en los útiles, sin tomar en consideración los libros específicos que determinen los colegios.

María Antonieta Lanz, vicepresidenta de la Asociación Venezolana de Educación Católica (AVEC), explicó a VPItv que cada centro educativo es el que se encarga de hacer el requerimiento de los implementos.

«Nuestra recomendación es que la lista sea lo más austera posible y respetando las condiciones económicas del grupo de padres y representantes que inscriben a sus hijos en el Colegio», señaló Lanz, considerando la difícil situación financiera de muchos ciudadanos, acentuada por la crisis del covid-19.

En ese sentido, este medio accedió a diversas listas de útiles de varias escuelas en Caracas, para posteriormente elaborar una investigación con el fin de conocer los precios de cada elemento.

Para un joven que cursa el cuarto grado, el listado está compuesto por alrededor de 15 útiles, que contempla cuadernos, blocs, carpetas, juegos de geometría, lápices, sacapuntas, gomas de borrar, colores, entre otros artefactos.

Mediante una búsqueda en diferentes establecimientos, ferias y tiendas online, una lista como esa puede ser adquirida entre 28 y 45 dólares.

Si a eso se le suman otros factores como cartuchera y tippex, el valor puede aumentar entre 30 y 50 dólares.

Sin embargo, dichos precios están a la merced de la especulación, pues debido a la cuarentena impuesta por el Estado, muchas tiendas de papelería están cerradas, así como los tradicionales mercados populares que se instalaban en el país por estas fechas.

Las alternativas

Según constató la periodista Andrea Espinoza Martínez para VPItv, solo unos pocos puestos sobreviven en la Plaza Brión de Chacaito, con múltiples ofertas para los clientes. El problema para ellos es, justamente, que no tienen a quien venderle.

La clientela se ha alejado de estos negocios por temor a la propagación del virus, lo que ha provocado que sus precios puedan rebajar ligeramente.

En dicho sector se aprecieron «combos» de útiles que iban desde los 6 hasta los 25 dólares, con disponibilidad diaria hasta que comiencen las clases.

El primer combo, valorado en 22$, contiene bolígrafos negros y azul, pega de barra, sacapuntas con depósito, libretas, un cuaderno, una resma de papel tamaño carta y un pliego de papel contact.

Por 13$, los ciudadanos pueden adquirir un paquete que contempla un pliego de papel crepé, un pliego de papel de seda, foami de tamaño carta, foami escarchado, dos hojas de papel lustrillo, silicón líquido, plastilina y una tijera.

Recomendado: #EspecialVPItv | Redes sociales: espacio para el toma y dame de la oposición venezolana

Tres libretas, dos cuadernos, una caja de lápices, goma de borrar, sacapuntas, un juego de escuadras y una caja de colores tienen un precio de 12 dólares.

El combo más costoso en la mencionada plaza se ubica en 25 dólares, constituido por 10 libretas, un bloc de dibujo, un juego de escuadras, una caja de lápices, una goma de borrar, sacapuntas, dos bolígrafos y una caja de creyones.

Por último, el más barato, tasado en seis dólares, tiene dos libretas, una caja de lápices, una caja de colores, un sacapuntas y una goma de borrar.

Aún así, con dichos precios inferiores a los ofrecidos por librerías tradicionales, son sumas de dinero que requiere mucho más que un mes de trabajo para los venezolanos.

En esas condiciones, el año escolar 2020-21 dará inicio en menos de dos semanas desde la publicación de este trabajo, en una primera fase a distancia, que luego pasará a una modalidad semipresencial, para luego finalizar con la asistencia completa a las aulas.

La Federación Venezolana de Maestros (FVM) ha alertado que el valor para que un estudiante participe en un programa de educación a distancia, que incluya los recursos tecnológicos adecuados, equivale a 1.120 dólares.

Por eso, solicitaron al ministro Aristóbulo Istúriz que se haga una inversión prioritaria en el sector educativo, garantizando «salarios suficientes y dignos a los docentes», así como los recursos para los estudiantes.

Esta petición fue ignorada por las autoridades.

El ministro de Educación de la administración de Nicolás Maduro, Aristóbulo Istúriz, anunció este jueves el cronograma del nuevo año escolar 2020-2021.

Istúriz específicó que a partir del 16 de septiembre empezarán clases la educación inicial (conformada por preescolar y primaria). Luego, el 1 de octubre de unirá bachillerato vía online.

Lea también: Maduro: Año escolar 2020-21 comenzará el 16 de septiembre

El ministro leal a Maduro también detalló que a partir de enero del 2021 se iniciarán las clases semi presenciales como una medida de sobrellevar la pandemia por covid-19 en Venezuela.

Actualmente, el país sudamericano cuenta con más de 45 mil casos confirmados del nuevo coronavirus, siendo el sector educación el más afectado por su cambio de rutina a las plataformas online.

Eneida Laya y Aristóbulo Istúriz, ministros de Comercio y Educación de la administración de Nicolás Maduro, firmaron una resolución que permite a los colegios privados cobrar sus mensualidades en dólares.

Lea también: #Venezuela | Oswaldo Ramírez: «43% de los venezolanos está dispuesto a participar en elecciones»

Aunque el documento resalta que no es obligatorio el pago en divisas para los colegios, también destaca que los padres y representantes que deseen cancelar en moneda extranjera podrán hacerlo, siempre y cuando se rijan por el precio del dólar fijado por el Banco Central de Venezuela (BCV).

La resolución también destaca que «ninguna institución educativa» tiene la potestad de condicionar «la entrega constancias, boletines o algún documento probatorio del estudiante», al pago de mensualidades en divisas.

“Una vez estén estructuradas las propuestas de cobro, la cual deberá estar basada en la metodología de agrupación de costos, deberán elevarse en asamblea de padres y representantes”, señala el texto.

El ministro de Educación de la administración de Nicolás Maduro, Aristóbulo Istúriz, anunció que el inicio del nuevo año escolar en Venezuela podría ser para enero del 2021.

«Si esto se agrava tenemos la alternativa de comenzar en enero y cambiaríamos el año», dijo Istúriz este martes.

Le también: Plan País plantea propuesta para finalización el año escolar en medio de pandemia

También informó que el año escolar en curso finalizará el próximo 30 de junio.

Tras la llegada del Covid-19, los estudiantes reciben clases vía online o través de correos electrónicos a fin de culminar el período escolar 2020, aunque la mayoría no cuenta con un buen servicio de internet.

 

 

Por: Luis Gabriel Patiño

Para Aristóbulo Istúriz, ministro de Educación de la administración de Maduro, la posibilidad de “consolidar una tercera etapa del programa de educación a distancia al culminar las clases y hacer definitivamente un canal de televisión educativo” garantizará la consecución del año escolar.

Lea también: 7 de mayo | Un día como hoy nació el músico venezolano José Antonio Abreu

Asegura que “la experiencia ha obligado a mejorar de manera progresiva”, ratificó que el próximo 30 de junio culmina el periodo académico en curso, y agregó que “en función a ello esto seguirá optimizándose”.

Un planteamiento que en días pasado fue rechazado por diputados de la Asamblea Nacional, al firmarse un acuerdo que desaprueba la culminación del año escolar a distancia, destacar las pésimas condiciones y el deterioro acelerado de la calidad educativa, principalmente en las escuelas y liceos públicos.

La diputada a la Asamblea Nacional, Larissa González, desmintió este martes al ministro de Educación designado por el régimen de Maduro, Aristóbulo Istúriz, luego de que este afirmase que los niños warao en Delta Amacuro podrían culminar sin contratiempos el año escolar 2019-2020.

Lea también: Venezolana pidió ayuda a Carlos Vecchio para retirar el cuerpo de su hermano de la morgue de Nueva York (+Vídeo)

La parlamentaria calificó como falsas las declaraciones de Istúriz en el canal del Estado, en donde aseguró que la comida del Programa Alimentario Escolar (PAE) llega a las escuelas a través de canoas que atraviesan los Caños del Orinoco.

«Dese una vuelta por los caños. Con tristeza le informo que las escuelas se las llevó el río«, denunció González, quien detalló que no se cuenta con transporte para niños, maestros y la comida del PAE no llega a su destino.

Istúriz dijo además que las canoas que llevan los alimentos son las mismas en las que se recogen los cuadernos de los estudiantes waraos para que las tareas sean corregidas por los profesores. «Sin el poder popular no sería posible», indicó el titular de la cartera educativa.

En ese sentido, la representante del Parlamento lamentó que el método de estudio a distancia ante la cuarentena por el covid-19 traerá inconvenientes en esa región del noreste venezolano.

 

El martes 4 de septiembre, el presidente Nicolás Maduro anuncio el nuevo gabinete de ministerial, donde designó a Aristóbulo Istúriz como Ministro de Educación, retomando luego de 11 años este cargo en sustitución a Elias Jaua, quien ejerció el cargo desde 2017.

A través de su cuenta en Twitter, el presidente Maduro expresó que Istúriz no solo será el nuevo Ministro de Educación, sino que también será designado como el Vicepresidente para el área social, cargos que desde 2017 dependían de Elias Jaua.

Screenshot_18

La Asamblea Nacional Constituyente (ANC) aprobó este miércoles la «Ley Constitucional contra el Odio, por la Convivencia Pacífica y la Tolerancia», la cual tendrá un total de 45 artículos y se plantea aplicar una pena de 10 a 20 años de cárcel a quienes la incumplan.

Tras su aprobación, se detalló a través de la cuenta de la ANC en Twitter que los medios de comunicación impresos «deberán publicar íntegramente» dicha ley una vez aparezca en Gaceta Oficial, o de lo contrario se aplicarán sanciones.

También se castigarán a los medios que impulsen la violencia, según detalló el vicepresidente de la ANC, Aristóbulo Istúriz.

«Yo me subordino plena y absolutamente al poder popular representado en esta magna Asamblea Nacional Constituyente», manifestó el presidente de la República, Nicolás Maduro, la noche de este jueves, en el Salón Protolocar del Palacio Federal Legislativo, a donde acudió para participar «como invitado especial» en la sesión de la Asamblea Nacional Constituyente que se sesiona en el mencionado espacio del Capitolio.

En la jornada que inició con la notas del himno nacional en voz de Hugo Chávez, y que tenía como punto único un discurso del jefe de Estado en el que se esperaba que anunciara los lineamientos fundamentales de la recién electa ANC, en su calidad de convocante, el Ejecutivo entregó su proyecto de constitución. Al respecto detalló que se trata de ampliar los horizontes de la Carta Magna de 1999.

Además el jefe de Estado entregó a Delcy Rodríguez, presidenta de la instancia parlamentaria, el proyecto de Ley contra el odio la intolerancia y la violencia, sobre la cual pidió a los oficialistas activarla «para curar a la sociedad». Sobre este reglamento de ley, el Primer Mandatario detalló que establece penas de 15, 20  y 25 años para quienes promuevan el odio contra el oficialismo.

Diálogo a la fuerza

En otro orden de ideas, frente a 545 constituyentistas, ministros del gobierno nacional, así como  voceros del partido Socialista Unido de Venezuela (PUSV) y representantes del cuerpos diplomáticos acreditados en el país, Maduro adelantó que muy pronto sentará «por las buenas o las malas» a la dirigencia opositora en la mesa de diálogo.

Esta aseveración la hizo tras responsabilizar a la alternativa democrática por las victimas fatales  y los heridos registrados durante los últimos días en las calles de Venezuela. El Ejecutivo exigió a la Comisión de la Verdad hallar a los responsables y aplicar todo el peso de la ley.  «¿Para que sirvieron más de 120 días de violencia y más de 100 muertos? (…) Desde el primer día de la ANC ha llegado la paz, ahora tiene que llegar la justicia».

Ataques contra la oposición 

El heredero político de Hugo Chávez, condenó con presuntas pruebas en manos, que la directiva de la Asamblea Nacional emita cartas contra organismo y entes internacionales para evitar que estos hagan prestamos que Venezuela necesita. Pidió a la ANC citar a los responsables.

En contraposición, justificó que las sesiones de la Constituyente se realicen en el Salón Protocolar del Palacio Federal Legislativo. Sobre el tema, aseveró que los oficialistas están propiciando un ambiente de armonía. Insistió que que en Palacio Federal conviven «en paz» la magna ANC y la vieja AN «adeca-burguesa».

¿Presidenciales 2019?

Durante el discurso, Maduro Moros, en alusión a las elecciones presidenciales previstas para el año 2019, precisó que se verá las caras con el diputado Henry Ramos Allup, de quien dijo se encuentra en campaña. Asimismo, entre un punto y otro, aseveró que Héctor Rodríguez, jefe del comando Zamora 200, y la constituyentistas Carmen Meléndez; aspirarán a gobernaciones de Miranda y Lara, respectivamente.

Aristóbulo Istúriz, vicepresidente Ejecutivo de la República, aseguró que la Asamblea Nacional (AN) venezolana no tiene facultad para nombrar magistrados del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

“La AN no tiene facultad de destituir al presidente, ni siquiera para nombrar magistrados”, expresó el vicepresidente en la emisora pública Radio Nacional de Venezuela (RNV).

Istúriz sostuvo que el Parlamento venezolano intentó dar un golpe parlamentario al presiente Nicolás Maduro y comparó la situación con “impeachment” aplicado a Dilma Rousseff, ex presidenta de Brasil.

Criticó que varios diputados de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) hayan salido del territorio nacional. «Hay parlamentarios que salen del país a mal poner la política en Venezuela», agregó.

El vicepresidente Ejecutivo insinuó que desde el exterior hay una campaña en contra del gobierno nacional. Manifestó que, a su juicio, a pesar de que Venezuela “muestra endeudamiento público por debajo de la media” es considerado un país “con un alto nivel de riesgo”.

«Tenemos que hacer triangulaciones para pagar las importaciones por el cerco financiero que le tienen a Venezuela», resaltó Aristóbulo Istúriz.

Nota de: El Nacional