#OPINIÓN | Aníbal Sánchez: “el venezolano en el país no cree en votos pero no quiere las balas”

Aníbal Sánchez

La realidad que no se escucha en el trinar de los pajaritos, es otra, incluso antes de la instalación de la pandemia, la crisis ha llevado a muchos a solo pensar en cómo cubrir sus necesidades básicas. Esto es un pueblo de tradición pacífica; quiere resolver sus peores conflictos en paz, votando y unas partes cierran la posibilidad ante el temor de no quedar en el poder.

Porque creen que desde 2015 en adelante no se escucho el cliché del venezolano que decía aquí la diferencia era solo de caraquista o magallanero e incluso el del adeco en la chiquita se entendía con el copeyano. ¿Qué pasó con eso? Cuando consigamos esta repuesta verán que en el fondo todos quieren el entendimiento y la reconciliación, posible solo con unas elecciones bajo ciertas condiciones.

Le puede interesar:#Opinión | Aníbal Sánchez: “Si queremos que el ciudadano participe, hay que romper la polarización”

Reflexión que se debe hacer cuando transcurre un cronograma Electoral, en medio de la pandemia por el coronavirus, la conflictividad política y una gran crisis socio-económica, que ha llevado a que el venezolano tenga otras prioridades antes que la elección parlamentaria del 6D.

Cuando lleguen a esta etapa se darán de cuenta que “El venezolano no cree en el sistema electoral pero tampoco quiere guerras ó invasiones” lo que obliga a los políticos ante esta coyuntura, el hacerse de una estrategia real más allá de la decisión de no participar en el proceso electoral, esperando una mayor deslegitimación.

Muchos coincidimos en que la oposición no tiene una estrategia clara de cara al 6 de diciembre, decirle a la gente ‘No votes o viene una rebelión de las cédulas’ no es una ruta clara proponen sus deseos y dictan mensajes, sin decir cómo lograrlos, o cuales son los pasos.

El no tener clara la táctica tampoco ayuda, si nombran un rector lo critican al este renunciar también, es solo un ejemplo de esta gente que anda como bachacos sin antenas. Entre los mensajes en área electoral hablan de conseguir competitividad pero critican intenciones de lograr mayor representación proporcional, cuando muchos quieren un sistema más Justo y Equilibrado si obtienes el 10% de los votos deberías tener una representación en curules similar.

“No es Justo un sistema donde con poco más de la mitad te haces del 66% de los curules” con reglas claras y transparentes; con una oposición unida y un plan podrían revertir el peor de los escenarios.

La abstención convocada o infundida no es una política, con o sin la oposición se desarrollarán las elecciones y podría pasar lo del 2005 o el 2018 donde el gobierno en su peor momento político, logra convertir una minoría social en una mayoría electoral. “Quienes decidan llamar y participar, deben dar una pelea por mejores condiciones electorales, que existan ciertas garantías”.

Y a quienes decidan abstenerse, también se les debe pedir coherencia en el actuar, pues podrían generar mayor frustraciones y desmovilización del sector opositor que solo se ha cargado de desesperanza; pues los de éste sector dejan correr mensajes de escenarios irreales, que van desde amenazas o relojes de conteo en las redes sociales único tablero de operaciones donde parece este sector avanzar.

Ambos sectores deben partir por reconocer que el chavismo existe y que es imposible cualquier otra operación que no los considere, la polarización es una realidad y es alimentada por los polos más radicales de cada bando, pues solo así justificarían su existencia ante los otros; pero el resto debemos estar pendiente porque aún minimizados operan un juego propio que podría ser peligroso para todos “en un país que si desconfía en los votos ha dejado claro que no quiere las balas”.

#Opinión | Pablo Qu
#Opinión | Peñaran
Rate This Article:
NO COMMENTS

Sorry, the comment form is closed at this time.