La polémica generada luego del enfrentamiento entre el futbolista brasileño, Neymar Jr., y su colega español, Álvaro González, podría terminar de la peor manera para ambos.

Lea también: #Deportes | ¿Aprobó con ayuda? Examen de idioma de Suárez pudo ser manipulado

Los jugadores protagonizaron un polémico roce durante el encuentro del 13 de septiembre, entre el París Saint-Germain (PSG) y el Olympique de Marsella.

De acuerdo con «L’Équipe», ese incidente podría acarrearles una suspensión de hasta ocho partidos, lo que supondría que no podrían pisar las canchas de la Ligue 1 francesa hasta el 2021.

Entretanto, el medio brasileño TV Globo analizó, con especialistas en la lectura de labios, la disputa entre el ariete paulistano y el central nacido en Potes, España.

Tras esos estudios, los expertos concluyeron que Álvaro llamó «mono» al ex atacante del Barcelona.

Según el reglamento de la Liga de Fútbol Profesional Francesa, «cualquier insulto por motivo de ideología, raza, nacionalidad o etnia», puede acarrear una suspensión de entre nueve y diez partidos.

El club FC Seoul de la primera división de Corea del Sur podría ser sancionado por la K-League, organización encargada del fútbol en esa nación, tras usar muñecas sexuales en los asientos vacíos durante un partido de la última jornada.

Alrededor de 25 maniquíes fueron provistos por una compañía local y fueron vestidos con los colores del FC Seoul utilizando mascarillas. La agencia de noticias Yonhap reportó que aficionados expresaron sus sospechas sobre las muñecas de tamaño real en redes sociales durante el encuentro y en una pancarta apareció el nombre de una empresa fabricante de juguetes sexuales y de modelos que inspiraron estas muñecas.

Luego que arreciaran las criticas contra el club, la directiva del mismo expresó a través de un comunicado su «sincero arrepentimiento» y culpó a la compañía que les proveyó las muñecas: «Nos aseguraron que eran maniquíes para simular el público, no muñecas sexuales».

Recomendado: Excesos, drogas e indisciplina: carreras deportivas que acabaron mal (Parte I)

La acción va en contra de varios artículos del reglamento del torneo. Los directivos de la K-Legue remitieron el caso al comité de disciplina para que éste dictamine una sanción. En caso de ser encontrado culpable, podrían recibir una multa de 4.000 dólares y que le sean quitado puntos en la tabla de clasificación.

El club también podría recibir un castigo por dañar el prestigio de la liga en un momento en el que tienen una atención internacional sin precedente.

A pesar de intentar crear un ambiente alegre como comúnmente lo hacen los aficionados que se congregan en su estadio, no resultó positiva la medida ya que el club perdió 1-0 contra el Gwangju el pasado domingo 17 de mayo.

Corea

El futuro del club Manchester City en las próximas ediciones de la UEFA Champions League (UCL) será definido próximamente: representantes del equipo del Reino Unido han sido citados a la audiencia de apelación del Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS, por sus siglas en inglés) que se realizarán los días 8, 9 y 10 de junio.

El club inglés apeló la sanción impuesta por la UEFA de dos años sin jugar, así como le impuso una multa de 30 millones de euros, por incumplir el juego limpio financiero marcado por el organismo continental.

Le puede interesar: El inicio de la liga italiana de fútbol fue aplazada hasta el 14 de junio

La relación de audiencias publicada comienza el 25 de mayo, con dos en las que estará implicada la SD Huesca por el caso del jugador sueco nacionalizado iraní Saman Ghoddos, que en su día se negó a incorporarse al equipo y recaló en el Amiens francés, pese a haber llegado el club aragonés a un acuerdo con su conjunto de origen, el Ostersunds sueco, y con el jugador, que pasó el reconocimiento médico y firmó el contrato y la ficha federativa.

Acaba la lista del TAS con el caso del exdirigente brasileño Ricardo Terra Teixeira y la FIFA, fijado para el 24 de agosto.

TAS

El delantero francés del Arsenal, Alexandre Lacazette, se enfrenta a una dura sanción de parte de su club, según medios ingleses, por inhalar óxido nitroso de un globo.

Lea también: El inicio de la liga italiana de fútbol fue aplazada hasta el 14 de junio

El futbolista hizo esto a pesar de que ya había sido advertido de no consumir el «gas de la risa», comúnmente denominado ‘hippy crack’, tras los sucesos del inicio de la pasada temporada, cuando un grupo de jugadores, entre los que también se encontraban Aubameyang o Özil, participaron en una fiesta en la que se utilizó dicha sustancia.

El Diario Mirror se hace eco de unas declaraciones que vendrían de un alto cargo del club en las que asegura que las medidas disciplinarias que podría tomar el equipo londinense serían “serias”.

Luego de que el pasado miércoles el dirigente chavista Diosdado Cabello anunciara en su programa «Con el Mazo Dando» una sanción al portal web La Patilla, por presunto daño moral, el director de este medio digital Alberto Ravell, se pronunció al respecto catalogándolo como un atropello a la libertad de expresión y el derecho a la información de los venezolanos.

Ravell destacó que el medio de comunicación está siendo sancionado por Cabello, sin ser juez de la causa, por el monto de 32.000.000,00 de dólares, aunque nunca se ha probado el hecho.

A través de un comunicado, el periodista afirmó que las declaraciones por las que pretende sancionarse a La Patilla, en las cuales vinculan a Cabello con casos de narcotráfico, fueron hechas por Leamsy Salazar y replicadas por varios medios.

A continuación el comunicado en su integridad

Una vez más, Diosdado Cabello pone en evidencia la falta de independencia, autonomía e imparcialidad del Poder Judicial.
Actuando como Juez de la causa, y sin haber sido notificado ninguno de los abogados, en su programa CON EL MAZO DANDO, ayer comunicó una presunta sentencia que condena a La Patilla a pagar una cantidad equivalente a $32.000.000,00 por un presunto daño moral, que nunca ha sido probado.
Durante el proceso judicial Diosdado Cabello nunca logró explicar en qué consistieron sus dolencias físicas o psíquicas, los tratamientos requeridos por el daño que supuestamente le ocasionamos, por haber reproducido una información publicada por otros medios de comunicación.
Las declaraciones que involucran al Capitán Cabello en actividades relacionadas con el narcotráfico fueron emitidas por Leamsy Salazar y algunos medios de comunicación internacional.
Reproducir informaciones no constituye un hecho ilícito, ni delito. Es una conducta lícita, es decir, tolerada, consentida, y amparada por el ordenamiento jurídico venezolano, tal como lo establece el artículo 57 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, 19 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, en concordancia con el 13 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos.
La linea editorial de la Patilla no va a cambiar frente al chantaje judicial de Diosdado Cabello. Ninguna sentencia va a atemorizarnos porque somos un medio de comunicación libre e independiente y tenemos como horizonte permante de actuación la busqueda de la verdad y la libertad de expresión en todas sus formas y manifestaciones, requisito indispensable para la existencia misma de una sociedad democrática.
La Patilla mantiene incolume su compromiso de informar al pueblo venezolano, y es precisamente en tiempos de tiranía cuando la libertad de expresión adquiere una función primordial, ya que sin ella es imposible que se desarrollen todos los elementos para el fortalecimiento democrático y el respeto a los derechos humanos.
Perseguir a periodistas y medios de comunicación libres e independientes es propio de regímenes totalitarios que criminalizan este derecho.

Fin