Según un artículo publicado en The New York Times, la inteligencia de Estados Unidos descubrió que los responsables de haber ocultado la información sobre el covid-19 fueron unos soldados locales de la ciudad de Wuhan y de la provincia de Hubei, en China.

Las primeras acusaciones señalaban que el gobierno chino sabía sobre las consecuencias del virus, pero ahora se hace más énfasis en la inacción de las autoridades, lo que produjo la crisis actual.

Los fragmentos poco a poco se han revelado, ya que forma parte de acuerdo entre la CIA y otras agencias de inteligencia.

Además, el informe asegura que los altos funcionarios de Beijing se empeñaron en ocultar la información a la Organización Mundial de la Salud (OMS) hasta el 31 de diciembre del 2019.

Apiñados, sobre flotadores y sin guardar la debida distancia física: así celebraron cientos de personas la vuelta a la normalidad en Wuhan.

La ciudad de la provincia de Hubei, punto de inicio de la pandemia por Covid-19, regresa de a poco a su rutina habitual, con mercados, parques, centros de entretenimiento y lugares turísticos atestados de visitantes.

Más: China aprobó patente de una vacuna contra el nuevo coronavirus

La realidad que se vive en la metrópoli china quedó evidenciada en una serie de imágenes difundidas por medios locales y agencias internacionales de noticias.

Las autoridades de la ciudad explicaron que el relajamiento de las medidas de bioseguridad se debe a los «buenos datos» que hacen indicar que la Covid-19 «ya ha sido vencida».

Wuhan

Dos proyectos de vacuna contra el covid-19 demostraron resultados seguros para pacientes afectados por la enfermedad, quienes produjeron una respuesta inmunitaria importante, según se divulgó este lunes en la revista médica The Lancet.

Lea también: #Mundo | La Estatua de la Libertad abrió sus puertas al público

Luego de numerosos ensayos clínicos, la Universidad de Oxford, asociada con la farmacéutica AstraZeneca, informó sobre resultados «prometedores» en más de 1.000 pacientes.

Por su parte, el segundo proyecto que se desarrolla en Wuhan es llevado por Cansino Biologics y arrojó una fuerte reacción de anticuerpos en alrededor de 500 voluntarios, según reseñó AFP.

Estas dos propuestas son unas de las 23 que ya se están probando en humanos, entre 200 candidatas a ser la posible solución al coronavirus que ha golpeado a más de 14 millones de personas.

Según estudios de Harvard Medical School de Estados Unidos, el SARS-CoV-2 pudo haber estado en China desde el mes de agosto del 2019, a pesar que las autoridades oficiales indicaran que el virus se detectó a mediados del mes de diciembre.

A través de unas investigaciones por internet que hicieron sobre los síntomas del Covid-19 y unas imágenes satelitales en la ciudad de Wuhan, donde se evidencia que apareció el primer caso. Además, también se muestra el aumento de tráfico de los aparcamientos en los hospitales de esta ciudad de la provincia de Hubei.

“Aunque no podemos confirmar si el incremento del volumen estaba directamente relacionado con el nuevo virus, nuestra evidencia apoya otros recientes trabajos que demuestran que la emergencia ocurrió antes de que se identificara en el mercado de mariscos de Wuhan”, establece el informe.

A pesar que los síntomas respiratorios coinciden con la temporada de gripe, la diarrea indica que es lo más específico al Covid-19. “En agosto, identificamos un incremento único en las búsquedas de diarrea que no se vio en temporadas de gripe anteriores o reflejadas en los datos de búsqueda de la tos», dice el estudio.

El Instituto de Virología chino de Wuhan, acusado por Estados Unidos de ser responsable de la pandemia que azota al mundo, dispone de tres cepas vivas de coronavirus de murciélago, pero ninguna corresponde a la enfermedad covid-19, afirmó la directora.

Le puede interesar: The New York Times homenajeará en su portada a los fallecidos por Covid-19

«Como todo el mundo, ni siquiera sabíamos que el virus existía», declaró Wang Yanyi, a la televisión pública china CGTN en una entrevista difundida este domingo pero realizada el 13 de mayo.

«Por lo tanto, ¿como podría haberse escapado de nuestro laboratorio?», se interrogó, diciendo que las sospechas son «pura invención».

Wang admitió que el Instituto «había aislado y obtenido algunos coronavirus a partir de murciélagos».

«Tenemos tres cepas de virus vivos», afirmó Wang. Pero la similitud con el virus de la enfermedad covid-19 «es de solo 79,8%», precisó.

Con información de AFP

Las autoridades de Wuhan, China, han planeado llevar a cabo test masivos a sus habitantes luego de que se registrara un ligero rebrote de la pandemia en una comunidad.

Le puede interesar: Japón sugirió evitar viajes a 13 países más por la pandemia

Según el diario oficial Global Times, la ciudad se dispondrá a iniciar campañas de pruebas que durarán al menos 10 días, aunque es un plan que está en evaluación de ser aprobado, la ciudad respondería a las pruebas luego de haberse registrado seis casos de contagio en una residencia.

OMS

Un nuevo caso confirmado de Covid-19 se registró este domingo en la ciudad de Wuhan, en China. Este sería el primero luego de más de un mes sin contagios y desde que declararon la flexibilización del confinamiento.

Así lo informó el Departamento de Salud de la provincia de Hubei, en que explicaron que un caso de transmisión local y no importado. Además, el paciente estaría en estado crítico según medios en Hong Kong. La esposa del paciente también habría dado positivo, pero es asintomático.

Actualmente, Wuhan cuenta con 50.334 casos confirmados del nuevo coronavirus y 3.869 muertos, según cifras oficiales del gobierno. No obstante, medios de investigación en China han desmetido esta información, ya que el registro de las funerarias ascienden a más de 40 mil decesos.

Miles de personas se precipitaron este martes en la noche a la estación de trenes de Wuhan después de que las autoridades levantaran la prohibición de abandonar la ciudad donde surgió la pandemia del coronavirus a finales de diciembre.

Le puede interesar: Colombia anunció operación naval contra el narcotráfico

Apenas llegó el miércoles, se levantaron las restricciones impuestas hace más de dos meses, que impedían abandonar la ciudad de 11 millones de habitantes, un paso clave para el fin de la crisis sanitaria en China.

«Wuhan perdió mucho en esta epidemia y la gente de Wuhan pagó un precio muy alto», dijo un joven, de 21 años de edad, de nombre Yao, que estaba regresando a trabajar a un restaurante en Shanghái. «Ahora que se levantó el confinamiento, creo que estamos todos muy felices», agregó.

Con información de AFP

OMS

Con banderas, flores y música acompañaron la ceremonia de despedida del personal sanitario que trabajó en Wuhan, China, lugar en el cual se originó la Covid-19, y que estos laboraron para prevenir una colapso en los centros de salud del país.

Lea también: Peruanos podrán retirar hasta USD 3.700 de fondos de pensiones por coronavirus

Este lunes, dieron el adiós a un centenar de enfermeras de la provincia oriental de Shandong, parte del contingente de más de 42.000 sanitarios de todo el país que fueron enviados a finales de enero y principios de febrero a la provincia de Hubei.

A la salida de los hoteles en los cuales se hospedaron, las enfermeras salieron tomándose fotos y recibiendo ramos de flores.

No fue hasta hace unos días que el gobierno de Xi Jinping levantó el confinamiento en el epicentro del Covid-19, la provincia de Hubei. Poco a poco, los habitantes se han estado adaptando a su nueva normalidad luego que el virus arrasó con la vida de más de tres mil personas -según cifras del gobiernos- y mantuvo hospitalizada más de 80 mil personas.

Ahora que existe una relativa «normalidad, los familiares de las víctimas pueden recoger las cenizas de sus seres queridos en los centros funerarios. Y, como fueron muchos los casos, deben hacer colas para hacerlo y esperar hasta cinco horas.

A través de imágenes de Caixin, se puede ver como los chinos aún mantienen los tapabocas como hábito y el distanciamiento social entre ellos. Para retirar las cenizas de sus seres queridos, los encargados de cada crematorio revisan los papeles de cada persona que se acerque.