Trámite Sefardí: Una opción para migrar de Venezuela

Trámite Sefardí: Una nueva opción para migrar de Venezuela

Tener apellido judío parece el nuevo salvavidas que tienen los venezolanos para obtener pasaporte europeo y garantizar su salida del país sin complejidad alguna.

Los trámites sefardí son ahora uno de los más anhelados por jóvenes y adultos en los que por sus venas corre sangre judía.

Le puede interesar: Emprender en medio de la crisis: un abanico de oportunidades para el venezolano (I)

El procedimiento para obtener la nacionalidad europea está enmarcada en la ley de Portugal, hasta hace poco fue con la ley española que se venció y además era más engorrosa, por lo tanto se dio paso a esta nueva modalidad.

La ley portuguesa se enfoca en comprobar ascendencia luterana o europea y, una vez comprobada inicia la formalidad del papeleo ante el registro civil portugués.

Los trámites sefardíes en Venezuela empezaron en el año 2011 cuando el gobierno de España le otorgó por la vía ejecutiva las nacionalidades a la comunidad judía en el país. Desde ese momento, comenzó un auge por este sistema y hasta la fecha los beneficios han sido otorgados, no solo a judíos, sino también a descendientes de cuyos apellidos son de origen sefardita.

¿Cómo funciona?

De interés: ¿Cuáles son las opciones de los venezolanos, hasta ahora, en las elecciones del 21N?

Edgar Benaim, presidente de la Asociación Israelita de Venezuela, explica que la organización se encarga junto con un equipo de genealogistas de hacer un estudio de cada uno de los apellidos de origen hebreo. Las primeras gestiones se hicieron con personas cuyos apellidos y ascendencia eran fáciles de comprobar, es decir, aquellos que eran familia de los judíos conversos que llegaban a la inquisición y que no hay duda de su linaje.

Luego se le dio paso a los solicitantes que tuvieron un antepasado israelita y cuya verificación es un poco más lenta.

Para ayudarse con la realización de los arboles genealógicos los especialistas tardaron seis anos, desde el 2015 hasta ahora, en construir las líneas de familias en base a los 25 patriarcas judíos que existieron en Venezuela.

Dicha descendencia llegó a Maracaibo, los andes, Barquisimeto, Falcón, Caracas, Valencia y Puerto La Cruz.

El museo sefardí de Caracas maneja una data de cada una de las líneas familiares de Venezuela que hace más riguroso el proceso para comprobar que realmente hay linaje judío, esto para evitar plagio o falsedad en los documentos solicitados.

Benaim detalla que quienes solicitan la carta sefardí deben hacer exclusivamente por la asociación que tiene abogados para ello evitando a toda costa la contratación de gestores para los trámites que además ofrecen los servicios en tarifas muy altas.

El rabino además aclara y enfatiza que aquella persona que usen personas ajenas para el proceso su solicitud no será recibida en la organización israelí.

Más: My Heritage: la nueva manera para descubrir nuestras raíces

¿Qué deben presentar los solicitantes?

  • Pasaporte vigente o vencido
  • Partida de nacimiento
  • Estudio genealógico o documentos probatorios históricos que comprueben descendencia judía

El valor del trámite escala hasta los 2.600 dólares e incluye la carta de certificación judía que se entrega en persona y lleva toda la línea genealógica con su respectiva descripción. El lapso de espera por respuesta depende de la comprobación de la ascendencia.

La situación política y económica en Venezuela ha popularizado este procedimiento legal que permite obtener una doble nacionalidad que represente una vía de escape.

Según las estadísticas que maneja la Asociación Israelita de Venezuela hasta la fecha hay cerca de 12 mil solicitudes de venezolanas esperando su aprobación y cada día se suman más.

Publicaciones Relacionadas

Programación On-Demand

Logo VPItv

Suscríbete al Servicio de Noticias

¡Mantenete siempre informado!

Copyright © 2020 VPI TV – Developed by Rubik